martes, 26 de octubre de 2021

De vías verdes, villas medievales y cascadas

CAS/Antiguamente había un ferrocarril de vía estrecha que unía las localidades de Bergara (Guipúzcoa) con Estella (Navarra), pasando por Vitoria (Álava). Ahora convertido en una vía verde por donde cualquiera pude andar circular en bicicleta, o en nuestro caso con barras direccionales para personas ciegas y sillas Joelette para personas con movilidad reducida.

Un recorrido sorprendente que atraviesa la montaña Alavesa, destino de esta nueva salida de naturaleza de Montes Solidarios.

Saliendo de las piscinas fluviales de Fresnedo cerca del pueblo de Santa Cruz de Campezo, en pocos metros ya nos sentimos parte de la historia cuando nos adentramos por los túneles naturales formados por árboles y rodeados de bosques y campos de cultivo.





El recorrido es perfecto para que rueden las sillas Joelette, para ir charlando y para ir escuchando las indicaciones de nuestro guía de naturaleza Oscar.

Tras varios kilómetros llegamos al pueblo de Antoñana, antigua villa medieval. Nos adentramos por uno de los arcos de entrada y cruzamos la calle mayor. Nos sentimos viajantes o guerreros de aquellos años en los que los carruajes y caballos eran únicos medios de transporte por sus empedradas calles.


Aquí las personas con movilidad reducida sentadas en las sillas Joelette disfrutan de las calles estrechas escuchando las historias que Oscar nos va contando. Las personas ciegas se pueden imaginar perfectamente como eran aquellas duras épocas gracias a las indicaciones, y todos nos transportamos a unos años muy lejanos a los actuales.





La salida del pueblo por la parte este nos dirige a un amplio valle que poco a poco se va cerrando y por el que discurre el rio Sabando. Nuestro objetivo es llegar al fondo del valle donde se encuentra nuestro objetivo, la cascada de Aguake. Tras unos kilómetros cómodos por pista nos adentramos en un sendero estrecho y cubierto por un bosque de cuento a la orilla del rio y poco a poco se empieza a escuchar el sonido del agua cayendo por los diferentes saltos hasta llegar a la cascada de Aguake.


Esta vez han sido tres personas con movilidad reducida, tres personas ciegas y alguna con baja visión acompañadas como siempre de un bonito grupo de guías voluntarios y familias, las que por un rato se han sentido pasajeros del tren de vía estrecha Vasco Navarro, han cruzado las murallas de una villa medieval y han disfrutado de un entorno tan natural y delicado como es la cascada de Aguake.




De nuevo la inclusión ha sido el objetivo cumplido de Montes Solidarios. El compañerismo y unión de todo el grupo ha hecho posible otra salida de naturaleza, y entre todos hemos dado a conocer un rincón fantástico, poco conocido. Hemos concienciado no solo de la inclusión y la accesibilidad para personas con diversidad funcional en entornos natrales, sino que también hemos dado un toque de atención para que lugares como este se visiten, se respeten y por encima de todo se cuiden.



 

EUS/Garai batean bide estuko trenbide bat zegoen, Bergara (Gipuzkoa) eta Lizarra (Nafarroa) lotzen zituena, Gasteiz (Araba) zeharkatzen zuena. Orain, bide berde bihurtu da, eta edonork ibili ahal du oinez, bizikletaz edo, gure kasuan, pertsona itsuentzako norabide barrekin eta mugikortasun urriko pertsonentzat Joelette aulkiekin.

Arabako mendiak zeharkatzen dituen ibilbide harrigarria izan da Montes Solidariosen irteera berri honen helburua.
Santikurutze Kanpezutik gertu dauden Fresnedoko ibai-igerilekuetatik irtenda, metro gutxiren buruan historiaren parte sentitzen gara zuhaitzez osatutako tunel naturaletan barrena abiatu eta baso eta soroez inguratuta gaudenean.





Ibilbidea ezin hobea da Joelette aulkiak marruskatzeko, berriketan joateko eta Oscar gure gidariaren esanak entzuteko.
Kilometro batzuk egin ondoren, Antoñana herrira iritsiko gara, Erdi Aroko hiribildu zaharrera. Sarrerako arku batetik sartu eta kale nagusia zeharkatuko dugu. Zalgurdiak eta zaldiak beren kale harriztatuetan zehar garraiobide bakarrak ziren urte haietako bidaiari edo gudari sentitzen ginen.

Hemen, mugikortasun urriko pertsonek, Joelette aulkietan eserita, kale estuez gozatzen dute, Oscarrek kontatzen dizkigun istorioak entzuten. Pertsona itsuek ondo baino hobeto imajina dezakete garai latz haiek nolakoak ziren argibideei esker, eta guztiok gaur egungoetatik oso urrun dauden urteetara eramaten gaitu.





Herriaren ekialdeko irteerak, pixkanaka-pixkanaka ixten doan eta Sabando ibaia iragaiten den haran zabal batera garamatza. Gure helburua haranaren hondora iristea da, Aguake ur-jauzira. Pistaz kilometro eroso batzuk egin ondoren, ibai ertzeko baso batek estalitako bidezidor estu batean sartuko gara, eta pixkanaka uraren hotsa entzuten hasiko gara, Aguakeko ur-jauzira iritsi arte.

Oraingoan, mugikortasun urriko hiru pertsona, hiru itsu eta ikusmen urriko beste bat izan dira, beti bezala gidari boluntario eta familia talde polit batekin batera. Tarte batez, Vasco Navarro trenbide estuko treneko bidaiariak sentitu dira, Erdi Aroko hiribildu bateko harresiak zeharkatu dituzte eta Aguake ur-jauzia bezalako ingurune natural eta delikatuaz gozatu dute.






Berriz ere inklusioa izan da Montes Solidariosen helburua. Talde osoaren laguntasunak eta batasunak beste naturara irteera bat ahalbidetu du, eta guztion artean oso ezaguna ez den txoko fantastiko bat ezagutzera eman dugu. Dibertsitate funtzionala duten pertsonen inklusioaz eta irisgarritasunaz kontzientziatzeaz gain, arreta-ukitu bat ere eman dugu, horrelako lekuak bisitatu, errespetatu eta, beste ezeren gainetik, zaindu daitezen. 




 


jueves, 14 de octubre de 2021

Robles Centenarios de Munain y Okariz / Munain eta Okarizeko ehun urteko Haritzak

CAS/ Son robles con cerca de 1000 años, incluso algunos tienen más de 1500, pero allí siguen, en su lugar, donde hace tantos años no existían muchas de las cosas que existen ahora, buenas y malas.

Ésta ha sido una salida muy activa, muy participativa y sobre todo muy diversa.

Tres sillas Joelette, cinco barras direccionales, otras tantas personas con baja visión, alguna que otra diversidad y acompañantes de usuarios y voluntarios. Una gozada como siempre.

Esta vez ha habido un grupo de usuarios que se han quedado fuera porque no había voluntarios y voluntarias suficientes para 5 sillas. Una pena por un lado, pero también nos alegra saber que cada vez más gente quiere ir al monte con Montes Solidarios.

El recorrido por el bosque de los robles centenarios entre Munain y Ocariz nos ha ofrecido un paisaje único y en algunos momentos mágico.

Adentrarse en el bosque pudiendo abrazar arboles con diámetros superiores a la unión de ocho personas cogidas de la mano, los olores húmedos y colores intensos de esta época del año, los senderos en algunos tramos embarrados y patinosos que han hecho las delicias de los usuarios de las Joelettes y el esfuerzo de sus pilotos, y la concentración tanto de personas ciegas como de sus guías, han sido algunas de las pinceladas de este fantástico día recorriendo un entorno sorprendente dentro de Álava.

Las rutas de naturaleza subvencionadas por la Diputación Foral de Álava están llegando a su fin por este año, ya que los meses de frio, lluvia y nieve cada vez se acercan más rápido, pero todavía quedan algunas que intentaremos exprimir y aprovechar al máximo.

Esta vez han sido robles tan viejos que ni sumando la edad de todos los participantes del día llegaríamos a sus años. La próxima puede ser revivir algún recorrido de la historia de otra parte de Álava, o visitar el nacimiento de un rio. Que más da, lo importante es juntarse, salir, disfrutar y hacer montaña inclusiva. Para todos y todas.



EUS/ 1.000 urte inguruko haritzak dira, batzuek 1.500 urte baino gehiago dituzte, baina han jarraitzen dute, beren lekuan, duela hainbeste urte existitzen ez ziren gauza askoren lekuan, onak eta txarrak.

Irteera oso aktiboa izan da, oso parte-hartzailea eta, batez ere, aniztasunez beteta.

Joelette hiru aulki, norabideko bost barra, ikusmen urriko beste hainbeste pertsona, aniztasunen bat edo beste, eta erabiltzaileen eta boluntarioen laguntzaileak. Beti bezalako gozamenaz.

Oraingoan, erabiltzaile-talde bat kanpoan geratu da, 5 aulkitarako boluntario nahikorik ez zegoelako. Pena bat alde batetik, baina gero eta jende gehiagok Montes Solidariosekin mendira joan nahi duela jakiteak ere pozten gaitu.

Munain eta Okariz arteko ehun urtetik gorako haritzen basoan barrena egindako ibilbideak paisaia paregabea eta batzuetan, une magikoak eskaini dizkigu.

Basoan barneratzea, eskutik helduta zortzi pertsona baino gehiagoko diametroa duten zuhaitzak besarkatuz, urteko sasoi honetako usain hezeak eta kolore biziak, tarteka lokaztuta eta patinatzen zuten bidezidorrak, Joeletteen erabiltzaileen gozamenerako eta pilotuen ahaleginerako, pertsona itsuen zein gidarien kontzentrazioa, etabar izan dira egun zoragarri honetako une batzuk.

Arabako Foru Aldundiak diruz lagundutako natura-ibilbideak aurten amaitzen ari dira; izan ere, hotza, euria eta elurra egiten duten hilabeteak gero eta azkarrago hurbiltzen ari dira, baina oraindik ere badira batzuk, eta ahalik eta gehien xahutzen eta aprobetxatzen saiatuko gara.

Oraingo honetan, haritz zaharrak izan dira, eta parte-hartzaile guztien adina batuta ere ez ginateke iritsiko haien urteetara. Hurrena, Arabako beste alde baten historiako ibilbideren bat berpiztea edo ibai baten jaiotza bisitatzea izan daiteke. Zer axola dio, garrantzitsuena elkartzea, irtetea, gozatzea eta mendi inklusiboa egitea da. Guztiontzat.



jueves, 30 de septiembre de 2021

Monte Oketa Mendia

CAS/ Montañas de empatía y coraje

No es fácil unificar esfuerzo, intereses y objetivos cuando se realiza una salida de montaña con un grupo con tanta diversidad.
No todos tienen el mismo aguante ni la misma capacidad física. No todos ni todas van con las mismas ganas ni la misma ilusión, ni con la misma actitud ante la vida.


Esta vez el monte Oketa o Gorbea txiki ha sido un ejemplo claro de que a pesar de todas estas diferencias que puede tener un grupo, con un poco de empatía hacia algunas personas que pueden tener más dificultades, el grupo se unifica, se une y consigue el objetivo en equipo.

Pero no sólo es cuestión de empatía, de saber esperar, de animar y de ponerte en la piel de la persona que en ese momento más dificultades tenga o más sufra, también es cuestión de que esa o esas personas lo den todo para conseguir su objetivo. Al final es simplemente empatizar unos con otros. El que más tarda con los que van más rápidos, y los rápidos con el que más dificultades tiene.

Nos sorprende el pundonor y las ganas de completar el reto de algunas personas a pesar de las dificultades. De aquellos y aquellas que se plantean el reto y poco a poco como una hormiguita va llenando su despensa, se superan, a su rimo, sin perder el objetivo, sin decaer y sin rendirse. Bravo por esa actitud y por esas ganas.


En este grupo tan diverso también podemos ver a esas personas que aparentemente parece que van a un ritmo demasiado lento para su nivel físico. Sin duda que podrían ir a otra velocidad, pero ese es el placer de este tipo de salidas montañeras, que todos y todas vamos en conjunto. Todos y todas vamos con el más lento, con la que más sufre y con los que más dificultades puedan tener. Ese es el compañerismo que podemos encontrar en Montes Solidarios.

La familia que por primera vez nos descubre y ante ellos se les abre una puerta de posibilidades inmensa de poder volver a la montaña muchos años después. Los que se emocionan abrazando a su niña en la cima por algo tan simple para nosotros, pero tan imposible para ellos. Aquellos que ven como sus otros hijos disfrutan de la montaña en familia. Primero con su núcleo familiar cerrado y después con la gran familia que acaban de conocer. Una gran explosión de sentimientos, y curiosamente todos buenos.


Y no podemos olvidarnos de alguien que a pesar de su corta edad y de su ceguera, es capaz de sorprendernos día tras día. No solo con su actitud en la montaña, sino con su actitud en la vida.
Ella tiene objetivos claros de futuro, de estudios, de vida. Ella nos enamora con su sonrisa inevitable debajo de su mascarilla y con sus palabras que demuestran que todo está bien.
Muchas veces nos preguntamos si será su juventud, pero creemos que no, que esta niña o mujercita nos dará muchas alegrías y nos está dando muchas lecciones a todos los que de alguna manera pasamos de refilón por sus vidas.
Ella es de esas personas que de alguna manera marcan. De esas personalidades que atrapan, que dan gusto tener cerca. De las que con el simple hecho de estar cerca ya trasmiten un algo difícil de explicar pero muy fácil de sentir. En definitiva, un encanto de persona agarrada a una barra dejándose guiar, o guiándonos ella sin darse cuenta.

Y los y las de siempre. Asiduos, repetidores y fanáticos de Montes Solidarios. Sin ellos estaríamos perdidos.
Al igual que del fantástico grupo de guías voluntarios y acompañantes que, aunque suene repetitivo, son los y las que lo hacen todo posible.


Todos ellos y ellas cargados de una dosis extraordinaria de empatía, coraje y solidaridad que suben montañas como si fueran cuesta abajo. Se ponen en la piel, en las botas y en la silla de aquellos y aquellas que necesitan nuestras herramientas, y gracias a esto conseguimos grandes retos. No tiene porqué ser grandes cumbres, pero si grandes objetivos.
Volvemos cargados a tope de sentimientos.


EUS/ Enpatiaz eta kemenaz beteriko mendiak.

Mendi-irteera bat egiten denean aniztasun handiko talde batekin ahaleginak, interesak eta helburuak bateratzea ez da batere erraza.
Guztiek ez dute sostenante bera, ezta gaitasun fisiko bera ere. Denak ez doaz gogo eta ilusio berarekin, ezta bizitzarekiko jarrera berarekin ere.


Oraingoan, Oketa mendia edo Gorbeia txikia izan da; talde batek izan ditzakeen desberdintasun eta gorabeherak alde batera utzi; zailtasun gehiago dituzten pertsona batzuekiko enpatia apur bat erakusteak taldea bateratua, elkartua eta helburua lortzen dela erakusten duen adibide argia.

Baina enpatia kontua ez ezik, itxaroten jakitea, animatzea eta une horretan zailtasun gehien duen edo gehien sufritzen duen pertsonaren larruan jartzea ere bada kontua, pertsona horrek edo horiek beren helburua lortzeko dena ematea ere bai. Azkenean, batzuek besteekin enpatizatzea besterik ez da. Azkarrago doazenekin denbora gehien behar dutenak, eta zailtasun gehien dituztenekin azkarrak.

Harritu egiten gaitu zailtasunak zailtasun, pertsona batzuen erronka osatzeko gogoak. Erronkari aurre egin eta pixkana inurritxo bat bezala bere despentsa betetzen ari diren horiengandik, beren errieta gainditzen dute, helburua galdu gabe, gainbehera egin gabe eta amore eman gabe. Aupa jarrera eta gogo horrengatik.


Talde ezberdin honetan, itxuraz beren maila fisikorako motelegi doazen pertsona horiek ere ikus ditzakegu. Zalantzarik gabe, beste abiadura batean joan litezke, baina hori da honelako mendi irteeren plazera, denok batera goazenean. Denok goaz motelenarekin, gehien sufritzen duenarekin eta zailtasun gehien izan ditzaketenekin. Hori da Montes Solidariosen aurki dezakegun laguntasuna.

Lehen aldiz deskubritzen gaituen familiak, urte askoren ondoren mendira itzuli ahal izateko aukera ikaragarriak eskaintzen dizkie. Gailurrean hunkitzen direnak, bere haurra besarkatuz, guretzat hain sinplea den baina beraientzat hain ezinezkoa den zerbaitengatik. Beste seme-alabak bezala familian  mendiaz gozatzen ikusten dutenak. Lehenik eta behin, familia-nukleoan itxita, eta, ondoren, ezagutu berri duten familia handiarekin. Sentimenduen eztanda handi bat, eta, bitxia bada ere, denak onak.


Eta ezin dugu ahaztu, bere adin txikia eta itsutasuna arren, egunez egun harritzen gaituen norbait. Ez bakarrik mendian duen jarrerarekin, baita bizitzan duen jarrerarekin ere.
Etorkizuna, ikasketak eta bizitzarako helburu argiak ditu. Bere irribarre saihestezinarekin maitemintzen gaitu bere maskaren azpian eta dena ondo dagoela erakusten duten hitzekin.
Askotan galdetzen diogu geure buruari ea bere gaztaroagatik izango ote den, baina ezetz uste dugu, neskato edo emakumetxo horrek poz handia emango digula eta lezio asko ematen ari zaigula nolabait beren bizitzatik urbil egongo garenoi.
Nolabait markatzen duten horietako pertsona bat da. Harrapatzen duten pertsonalitate horietakoa, gertu edukitzeak atsegin ematen duen horietakoa. Hurbiltasun hutsarekin, azaltzeko zaila den baina sentitzeko oso erraza den, zerbait transmititzen duten horietakoa. Azken batean, pertsona xarmangarria, barra bati helduta, bere burua gidatzeari uzten diona, edo konturatu gabe guri gidatu gaituena.


Eta betikoak. Montes Solidariosen errepikatzen dutenak, fanatikoak. Haiek gabe, galduta geundeke.
Gidari boluntario eta laguntzaileen talde zoragarria bezala ere, errepikakorra izan arren, guzti hau posible egiten dutenak dira.

Enpatia, kemena eta elkartasun-dosi apartaz beteta daude denak, horrela aldapan behera bezala igotzen dira mendiak. Gure tresnak behar dituztenen larruan, botetan eta aulkian jartzen dira, eta horri esker erronka handiak lortzen ditugu. Ez du zertan gailur handia izan behar, baina bai helburu handiak.
Sentimenduz betea itzuli gara.

miércoles, 15 de septiembre de 2021

Castillo de Eskibel Gaztelua

CAS/ Castillo de Eskibel conquistado.

Nos esta costando arrancar después de las vacaciones, pero ya hemos hecho la primera de las salidas de naturaleza de septiembre.

Aunque hemos tenido alguna baja inesperada de ultima hora, el grupo ha seguido con el objetivo de subir hasta el Castillo de Eskibel muy cerquita de la ciudad de Vitoria y casi integrado en el anillo verde de la ciudad.

Un cima corta, pero para según que personas muy exigente por la dificultad de alguno de los tramos.

Pero nada imposible y mucho menos para el equipo humano que siempre acompaña a Montes Solidarios.

Amanecíamos con una densa niebla que hacia difícil casi conducir hasta el pueblo de Berrosteguieta desde donde comenzaba nuestra aventura.

Tres barras y una silla Joelette ademas de personas con baja visión y autismo que no requerían apoyo, un buen grupo de guías y voluntarios, y el objetivo de realizar esta bonita ruta circular.

El primer tramo sencillo por pista en ligera subida para entrar en calor, pero pronto la pista se convertiría en sendero estrecho y en algún tramo con fuertes peldaños y resaltes que hacían que tanto los y las guías de las barras como los pilotos de la Joelette se emplearan a fondo.

Al final, reto conseguido y bonito pasillo en la cima para aplaudir a una de las usuarias de la barra, asociada de Itxaropena, que ha tenido que realizar un esfuerza extra y extraordinario. Felicidades por conseguirlo.

Un descenso tranquilo por un bosque sombrío y un merecido descanso al llegar de nuevo a Berrosteguieta.

Este día algunas barras no han tenido a un usuario o usuaria ciega de verdad. La sensibilización de nuestros voluntarios mas jóvenes siempre es un trabajo y un objetivo claro en Montes Solidarios.

Ellos y ellas son el futuro y son los y las que tiene que normalizar que las personas con diversidad funcional disfruten de la montaña en igualdad de condiciones.

Ellos que ahora lo ven normal, serán los que en un futuro enseñen al resto de la población a verlo con normalidad también.

Siempre intentamos aprovechar al máximo nuestras actividades. 

Hoy ademas de hacerlo con usuarios reales, hemos visto como los niños y niñas aprende las nociones mas básicas del guiado, y como se siente una persona ciega cuando agarra una barra en el monte.

Buen trabajo equipo.

Seguimos mejorando.


EUS/ Eskibel gaztelua menderatuta.


Oporren ondoren hastea kostatzen ari zaigu, baina iraileko lehen naturara irteera egin dugu iada.

Azken orduko ezusteko bajaren bat izan dugun arren, taldeak Eskibel gaztelura igotzeko helburuarekin jarraitu du, Gasteizetik oso gertu dagoena, ia hiriko eraztun berdean sartuta.

Tontor motza da, baina zailtasuna kontutan hartu beharrekoa, pertsona batzuentzat zorrotzak diren zatiren bat badaukalako.

Baina ez da ezinezkoa, eta are gutxiago beti Montes Solidariosekin batera dabilen giza taldearentzat.

Egunsentitik laino itxia egon da, ia zaila egiten zuena Berrostegieta herriraino heltzea, handik hasten baitzen gure abentura.

Hiru barra eta Joelette aulki bat, laguntza behar ez zuten ikusmen urriko eta autismodun pertsonez gain, gidari eta boluntario talde bat, eta ibilbide zirkular polit hau egiteko helburua.

Berotan sartzeko pistatik igoera arineko lehenengo zati lasaia, baina laster pista bidezidor estu bihurtuko zen, eta maila handiko eta nabarmentzeko moduko tarteren batean, barretako gidariak eta Joeletteko pilotuak sakon lanegitera bultzatzen zituena.

Azkenean, erronka lortua eta gailurrean korridore polita Itxaropenako barrako erabiltzaileetako bat txalotzeko, ahalegin berezia eta apartekoa egin behar izan baitu. Zorionak lortzeagatik.

Gero baso ilun batetik behera lasai, eta merezitako atsedena Berrostegietara iristean.

Gaur barra batzuek ez dute benetako erabiltzaile itsu bat izan. Gure boluntario gazteen sentsibilitatea lantzea beti da lan eta helburu argia Montes Solidarios elkartean.

Haiek dira etorkizuna, eta haiek normalizatu behar dute dibertsitate funtzionala duten pertsonek mendiaz baldintza berdinetan goza dezaketela.

Orain normaltzat jotzen dutenak izango dira etorkizunean gainerako herritarrei normaltasunez ikusten erakutsiko dietenak.

Gure jarduerak ahalik eta gehien aprobetxatzen saiatzen gara beti.

Gaur benetako erabiltzaileekin egiteaz gain, haurrek gidariaren oinarrizko nozioak nola ikasten dituzten ikusi dugu, eta beraiek itsu batek mendian barra bati heltzen dionean zer sentitzen duen ikasi dute.

Lan ona talde.

Hobetzen jarraitzen dugu.



jueves, 22 de julio de 2021

Cruz de Ganalto Gurutzea

     CAS/ DESCANSO POR VACACIONES

Aunque nos ha costado arrancar después de tanta incertidumbre, las salidas de este mes han sido muy satisfactorias, bonitas y sobre todo necesarias.

El mes de  agosto nos obliga a parar para disfrutar de unos días de vacaciones en familia, pero esta vez con la familia que no es la de montes solidarios.

Unos irán a la playa, otros seguirán en la montaña. Algunos aprovecharan a ver a familiares que hace tiempo que no ven, y otros se quedaran cerca de sus casas, pero lo que si haremos todos y todas, será esperar a que vuelva septiembre para retomar nuevas salidas de naturaleza junto a esta otra gran familia de guías, voluntarios, usuarios y amigos de Montes Solidarios.

Desde el pequeño pueblo de Aperregui en la cara norte de la sierra de Badaia, comenzábamos esta nueva ruta, esta vez con comienzo en Aperregui y final en Hueto Arriba, al otro lado de la sierra.

Una travesía de norte a sur y de oeste a este que nos haría llegar a la emblemática cima de Ganalto y después de una potente bajada entre madroños, nos dejaría en el bonito pueblo de Hueto Arriba.

No sabemos muy bien porque, pero algunas veces las rutas no solo nos sorprenden, sino que ademas nos acompañan de buen tiempo y muy buen rollo.

Aprovechamos esta ruta “dura” en algunos momento para que dos de nuestro mas experimentados pilotos de la silla Joelette den unas clases practicas magistrales a nuestro equipo de guías y voluntarios.

Las explicaciones son sencillas y claras en cada momento. En las subidas, en las bajadas, en los pasos estrechos, en los peldaños… Y la recepción, atención y aptitud de los alumnos y alumnas voluntarias es máxima. Siempre pensando en la mejora, en la comodidad y bienestar de los usuarios y en trasmitir seguridad a todo el grupo.

En la cabeza de todos sensaciones diferentes. Por un lado alegría por estar de nuevo en el monte compartiendo tantas cosas como se comparten en estas salidas, pero por otro lado, una sensación de tristeza porque después de cogerle el gustillo a esta nueva tanda de salidas, de repente nos plantamos con un mes inhábil donde aprovecharemos para poner las sillas joelette a punto y trabajar en nuevas rutas hasta septiembre. No pasa nada. Todo volverá y volverá con mas fuerza e ilusión para todos y todas. Seguro.

De momento nos quedamos con el buen sabor de esta ultima salida de naturaleza por la sierra de Badaia, que de nuevo nos vuelve a unir y a sorprender.

En septiembre empezamos. Ya tenemos varias rutas preparadas y esperemos que todo siga con normalidad.

Mientras tanto solo nos queda desearos un buen descanso, y pediros a todos y todas que os cuidéis mucho para vernos de nuevo en estas montañas que tanto nos aportan y nos ayudan.

Pasadlo bien.


EUS/ ATSEDENALDIA OPORRAK DIRELA ETA

Hainbeste ziurgabetasun eta gero abiatzea kostatu zaigun arren, hilabete honetako irteerak oso onak,  politak eta batez ere beharrezkoak izan dira.

Abuztuak familian opor-egun batzuk hartzera behartzen gaitu, baina oraingoan Mendi Solidarios ez den familiarekin.

Batzuk hondartzara joango dira, beste batzuk mendian jarraituko dute. Batzuek aspaldi ikusten ez dituzten senideak ikusteko aprobetxatuko dute, eta beste batzuk etxetik gertu geratuko dira, baina guztiok egingo duguna iraila arte itxarotea izango da; Montes Solidarios osatzen duten familia handi hau, gidari, boluntario, erabiltzaileekin batera natura irteera berri batzuk egiteko.

Badaiako mendilerroaren iparraldeko aldean dagoen Aperregui herri txikitik hasi genuen ibilbide berri hau, oraingoan Aperregin hasi eta Otogoien amaitu, mendilerroaren beste aldean.

Iparraldetik hegoaldera eta mendebaldetik ekialdera zeharkaldia Ganaltoko tontor enblematikora eraman gintuen eta, gurbitzen arteko jaitsiera indartsu baten ondoren, Otogoien herri politean utzi gintuen.

                             

Zergaitik den ez dakigu ziur, baina batzuetan bideek harritu egiten gaituzte eta gainera, eguraldi ona eta une ederrak izaten ditugu.

Bide "gogor" hau aprobetxatu genuen, une batzuetan, Joelette aulkiko gure pilotu trebatuenetako bi gidariek klase praktiko magistralak eman zieten gure gidari eta boluntario taldeari.

Azalpenak errazak eta argiak dira une bakoitzean. Igoeretan, jaitsieretan, pasabide estuetan, mailetan… eta ikasle boluntarioen harrera, arreta eta gaitasuna maximoa da. Betiere hobekuntzan, erabiltzaileen erosotasunean eta ongizatean eta talde osoari segurtasuna transmititzean pentsatuz.

Guztien gogoan bestelako sentsazioak. Alde batetik, poza, berriro mendian egoteagatik irteera hauetan partekatzen diren gauza guztiak partekatuz, baina bestetik, tristura sentsazio bat, irteera txanda berri honi gustua hartu ondoren, bat-batean oporraldi hilabete batekin aurkitzen garelako, Joelette aulkiak prest jartzeko eta irailerarte ibilbide berrietan lan egiteko aprobetxatuko dugu. Ez da ezer gertatzen. Dena itzuliko da eta guztiontzat indar eta ilusio handiagoz itzuliko da. Bai horixe.

Momentuz, Badaiako mendilerroko azken natura irteera honen zapore onarekin geratzen gara, berriro ere batu eta harritu gaituena.

Irailean hasiko gara. Dagoeneko hainbat ibilbide prestatu ditugu eta espero dugu dena normaltasunez jarraitzea.

Bien bitartean, atseden on bat opa dizuegu, eta denoi kontu handiz ibiltzeko eskatu behar dizuegu, hainbeste laguntzen diguten mendi hauetan berriro elkar ikusteko.

Ondo pasa.

martes, 13 de julio de 2021

Castillo de Portilla-ko gaztelua

 CAS/ Una visita al pasado


Se nos hace complicado entender como podían vivir aquellos que en el siglo XI habitaban castillos situados en lugares imposibles, estratégicamente situados para poder defenderse y poder controlar sus dominios.

Su forma de cosechar, conseguir agua, relacionarse, su jerarquía, su política, su religión… todo eso que hoy en día lo tenemos tan sumamente instalado, cómodo y asumido, pero que en aquellos años tenían su importancia y dejaban huella a lo largo del tiempo.


La visita a las restauradas ruinas del Castillo de Portilla, cuidadas y acondicionadas por el ayuntamiento de Zambrana y su equipo de trabajo, hace que podamos comprender el porque de este castillo en cuanto a su situación y a su formación.

Pero si esto lo acompañas de las explicaciones de dos guías turísticos de la zona que lo viven y te lo hacen vivir como si en aquella época hubiéramos vivido, esa simple visita deja de ser simple y la convierte en apasionante y única.


Un recorrido escarpado, alejándonos del castillo por su parte mas este para volver hacia el y acceder a su mirador y pasarelas habilitadas para no morir en el intento por sus paredes verticales naturales, una vez mas nos obliga a pensar como fue la vida de aquellos que aquí vivieron, lucharon y murieron.


El recorrido para la silla Joelette no fue sencillo debido a que en algunos tramos el sendero es tan estrecho, que solamente podían tocar la silla el piloto delantero y el trasero. Y si a esto le sumamos las empinadas escaleras de acceso al castillo, muchos pensarían que es una misión imposible para personas con movilidad reducida.

Pero no, para eso esta el fantástico equipo humano de Montes Solidarios, para hacer lo difícil fácil, y lo imposible posible.


El castillo de Portilla ha sido conquistado por nuestra silla Joelette y por las barras direccionales, con la ilusión de volver en mas ocasiones para trasladarnos una vez mas al siglo XI, XII, sentir el olor a vida de aquellas épocas, y de nuevo sorprendernos con la forma de vida de aquellos y aquellas que buscaban la seguridad y comodidad donde ahora nosotros vemos recreo.

Esa forma de vida para muchos imposible , pero de alguna manera añorada para todos aquellos que amamos la montaña y podemos ver en ella mas allá de las comodidades de las que hoy en día disfrutamos.


Recomendable visita para todo aquel que quiera adentrarse en la historia.



EUS/ Iraganera egindako bisita.


Zaila egiten zaigu ulertzea nola bizi zitezkeen XI. mendean leku ezinezkoetan kokatutako gazteluak habitatzen zutenak, estrategikoki jarrita baitzeuden beren burua defendatzeko eta beren eremuak kontrolatu ahal izateko.
Uzta biltzeko, ura lortzeko, erlazionatzeko modua, hierarkia, politika, erlijioa... Hori guztia da gaur egun hain instalatuta, eroso eta onartuta daukaguna, baina urte haietan garrantzia zutenak eta denboran zehar arrastoa uzten zutenak.

Portillako gazteluaren aurri zaharberrituetara bisitak; Zambranako Udalak eta haren lantaldeak zaindu eta egokitu dituztenak; gaztelu horren kokapena eta eraketaren zergaitia ulertzeko aukera ematen digu.
Baina horrekin batera inguruko bi gida turistikoren azalpenak etortzen bazaizkigu, eta garai hartan bizi izan bagina bezala biziarazten bagaituzte, bisita sinple horrek sinple izateari uzten dio, eta liluragarri eta paregabea bihurtzen da.

Ibilbide malkartsu batek; ekialderuntz gaztelutik aldenduz, harengana itzuli eta bere begiratokira eta bere horma bertikal naturaletatik ez hiltzeko prestatutako pasabideetara iristeko; berriz ere hemen bizi, borrokatu eta hil zirenen bizitza nolakoa izan zen pentsatzera behartzen gaitu.

Joelette aulkiaren ibilbidea ez zen erraza izan, zati batzuetan bidezidorra hain estua da, aurreko pilotuak eta atzekoak bakarrik eraman zezaketela aulkia. Eta horri gaztelura sartzeko eskailera aldapatsuak gehitzen badizkiogu, askok mugikortasun urriko pertsonentzat ezinezkoa dela pentsatuko lukete.
Baina ez, horretarako dago Mendi Solidariosen giza talde zoragarria, zaila dena erraza bihurtzeko eta ezinezkoa dena lortu ahal izateko.

Gure Joelette aulkiak eta gidatze-barrek Portillako gaztelua konkistatu dute, beste batzuetan itzultzeko aukerak izango dugunaren ilusioarekin. Berriz ere XI. eta XII. mendeetara lekualdatzeko eta garai hartako bizi-usaina sentitzeko, orain aisialdia ikusten dugun lekuan garai haietan segurtasuna eta erosotasuna bilatzen zutenen bizimoduarekin harritzeko.
Bizitzeko modu hori askorentzat ezinezkoa da, baina, nolabait, mendia maite dugunok faltan botzatzen duguna eta gaur egun ditugun erosotasunez haratago ikusiaraztera laguntzen gaituena.

Istorioan murgildu nahi duen ororentzat bisita gomendagarria.

jueves, 1 de julio de 2021

Elgeamendi

CAS/ COMO UNA MAQUINARIA PERFECTAMENTE ENGRANADA

Siempre hablamos de los usuarios de las herramientas de guiado que utiliza Montes Solidarios en la montaña. Esas personas que confían en nuestros guías y voluntarios para realizar sus sueños, o simplemente darle una vuelta a la rutina y salir del asfalto.

Siempre hablamos de las rutas tan increíbles que podemos llegar a hacer con ellos y ellas, de los paisajes, montañas, valles, ríos, cascadas etc que acostumbramos a visitar y que no dejan de sorprendernos.

Pero hay una máquina mágica que sin saber muy bien porque algunas veces se engrana de tal forma que rueda, gira y encaja perfectamente como el mejor reloj Suizo. 

Esa maquinaria que empasta y se compenetra, se funde y se confunde con la naturaleza y el entrono por donde andamos.

No. no es una máquina que se pueda ver o tocar. Es una máquina que sólo se puede sentir y sobre todo se aprecia cuando te relajas y cuando te das cuenta de que la salida del día ha funcionado.

La maquina es el equipo. Todo el equipo, desde el primero, el que más peso puede llevar en la organización, hasta la persona que por primera vez se une al grupo como observador o como acompañante.

Desde el principio, desde antes de llegar con el autobús al inicio de la ruta, esa maquinaria ya se ve que va a funcionar porque la sintonía, las vibraciones ya se notan y se pueden casi hasta tocar.

Puede parecer cursi, exagerado o quizás un poco moñas, pero hay veces que esa sintonía, esa maquinaria engrana con todos sus componentes de tal forma que todo fluye, todo se relaja y todo va como si flotara.

Y no es mas que empatía, complicidad y actitud. Como todo en la vida.

Un grupo, ni mejor ni peor formado, ni con mas o menos experiencia, o si, que mas da, un grupo que se ha complementado para que la magia surja.

Los que mas experiencia tenían con la silla Joelette o las barras direccionales apoyando a los menos experimentados o experimentadas. Y estos a su vez dejándose aconsejar, aprendiendo y dejándose llevar. Los usuarios o usuarias de las herramientas disfrutando, ayudando, compartiendo y relajados gracias a la seguridad que el grupo ofrece.

Una maquinaria que en algún caso ensombrecía el mágico paisaje. Al adentrarse en el bosque de pinos, al afrontar la dura y técnica cuesta de subida hasta la cima, o al enfrentarse a la fuerte pendiente de bajada sin descuidar ni en un solo segundo la seguridad de todo el grupo compacto.

Podría verse desde fuera y sentir que todo es muy sencillo. Pero desde dentro todos y todas sabíamos que no era fácil, aunque así lo hacíamos. Desde dentro es desde donde se siente el buen ambiente, la seriedad, la complicidad y sobre todo la actitud de todos y todas en general.

El monte Elgeamendi se sentirá un poco ensombrecido por esta crónica porque hoy aun siendo el protagonista y el objetivo del día, ha obligado a que “la maquina” funcionara.

Nadie sabe si esa maquina volverá a hacerse visible con tanta facilidad como se ha visto hoy. Seguramente que sí porque la gente de Montes Solidarios cuenta con actitud para ello. La persona que no tiene esa actitud en su ADN no entiende el significado de estas salidas al monte, nunca podrán comprendernos y poco podrán compartir con el resto esas emociones que estoy seguro hoy todos y todas han sentido.

El monte Elgeamendi ha hecho posible que la maquinaria ruede, engrane y funcione.

Sin duda habrá que seguir aprendiendo y mejorando, pero la impresión desde dentro y en esta ocasión, ha sido de casi perfección. Y no queremos referirnos al manejo de las herramientas de guiado. En este caso nos vamos un punto mas allá. Nos referimos a lo puramente emocional, a la complicidad y al verdadero sentido de la palabra “compañerismo”.

Es la maquinaria que no se mueve ni con brazos ni piernas, pero si con sentimientos, ilusiones y todos los corazones en los que en su interior algo resuena y se mueve con facilidad.

La maquina que es imposible buscar porque cuando tiene que aparecer aparece. Es la magia de la que muchas veces hablamos y pocas personas entienden o han sentido.

Ojala esa maquinaria no nos deje en ninguna de nuestras salidas.



EUS/ ERABAT ENGRANATUTAKO MAKINERIA BAT BEZALA

Montes Solidariosek mendian erabiltzen dituen gidatze tresnen erabiltzailei buruz hitzegiten dugu beti. Beraien ametsak burutzeko edo soilik beraien eguneroko ohikeriei buelta eman edo asfaltutik ateratzeko gure gidari eta bolondresengan fidatzen diren pertsonak.

Beaiekin egiten ditugun ibilbide zoragarriei buruz hitzegiten dugu beti; paisai, mendi, haran, erreka,  ur-jauzi etabarrei buruz; aho zabalik uzten gaituztenak.

Zergaitik ez dakigu, baina makina magiko bat dago zein noizean behin higitu, biratu eta lotzen dena, ezin hobeki engranatzen den suitzar erloju onena bezala.

Ibiltzen garen naturarekin eta inguruarekin azaleztatu eta bat egiten den makineria, elkartzea eta nahastea lortzen duena.

Ez, ukitu eta ikusi ahal den makina bat ez da. Atsedena hartu eta egun horretako irteera bide onetik joan dela konturatzerakoan soilik sentitu eta estimatu ahal dezakegun makineria da hau.

Makineria hau taldea da. Talde guztia, lehenetik hasita; antolaketan zama gehiena eramaten duena, ikusle edo laguntzaile bezala lehenengoz taldeari batzen den pertsonarte.

Hasieratik, autobuses ibilbidea hasten den lekura iritzi aurretik, makineria hori martxan dagoela somatzen da, zeren adostasuna eta dardarak nabari dira eta ia ukitu ahal ditugula esan genezake.

Itxurati, demasa edo agian piskat losintxua bezala eman ahal du, baina horrela da, batzutan makineriaren osagai guztiak kateatzen dira eta dena jaigi, errelaxatu eta guztia giroan nabari balitz bezala gauzatzen da.

Eta guztia enpatia, konplizitatea eta jarrera baino ez da. Bizitzan dena bezala.

Talde bat, ez hobe ez txarrago hezitua, ez esperientzia gehiago ez gutxiagorekin… ala bai, berdin dio, magia sortzeko elkarri osatzen den taldea.

Joelette aulkiaz edo gidatze-barretan esperientzia gehiago zutenak, eskarmentu gutxiago zutenei laguntzen. Azken hauek beraien burua aholkatu, ikasi, elkarbanatzen uzten. Erabiltzaileak gozatzen, laguntzen, konpartitzen eta taldeak ematen duen segurtasuri esker lasaitasunez jokatzen.

Noiz edo noiz zoragarrizko ikuspegiari itzala egiten dion makineria. Pinuen basoan murgiltzean, gainurrera doan aldapa gogor eta teknikoari aurka egiterakoan edo jeitsierako aldapa gogorrari aurre egiterakoan, behin ere ez talde trinkoaren segurtasuna alde batera utzita.

Kanpotik begiratu eta dena samurra dela esan ahal zen. Baina barrutik ikusita guztiak erreza ez zela bagenekien, nahiz eta horrela egin. Giro ona, ganora, konplizitatea eta batez ere guztion jarrera barrutik nabaritzen da.

Elgeamendi mendiari itzala egin diogu gaurko kronika honetan nahiz eta gaurko helburua eta protagonista izan, makineria hau martxan jarri duena izan bait da.

Makineria hau gauko eguneko erraztasunarekin berriro ere agerian egongo den inork ez daki. Ziur aski bai, Montes Solidarioseko jendea jokabidea badauka eta. DNAn jarrera hau ez daukanak ez du mendi irteera hauen esanahia ulertzen eta gaur guztiak sentitu ditugun emozioak apenas partekatu ahalko dituzte.

Elgeamendi mendiari esker makineria mugitu, kateatu eta ibili ahal izan du.

Zalantzarik gabe ikasten eta hobetzen jarraitu beharko dugu, baina oraingo honetan eta barrutik ikusita, hobezintasuna markatu dugu. Guzti hau ez da gidatze-tresnen erabilpenari buruz. Oraingo honetan aurrerago goaz. Emozionalari baizik ez ari gara, konplizitateri buruz eta lagunartekotasunaren benetako zentzuari buruz.

Ez besoekin ez hankekin mugitzen den makinaria da hau, baina bai sentimenduekin, zirrararekin eta guztion bihotzekin, nun beraien barnean erraztasunez durundatu eta mugitzen den zerbait dagoena.

Makina hau bilazten ibiltzea ezinezkoa da zeren agertu behar denean agertzen da. Azkotan mahaigaineratzen dugun magia da eta gutxi batzuk ulertu edo sentitu izan dutenak.

Makineria honek ez gaitzala alde batera utzi gure irteeratako bakar batean ere.